Diversión,Mallorca,Tradiciones

Fuegos artificiales en Mallorca: adiós Atiar Foc, hola Aiguafoc

 

El Atiar Foc se ha sustituido por el Aiguafoc. En este 2012, la crisis se siente hasta en las celebraciones, y por eso el castillo pirotécnico que en su última edición tuvo un coste superior a los 300.000 euros, se ha visto lógicamente reemplazado por una explosión de luz y color más modesta que a pesar de todo ha costado cerca de 100.000 euros.

La isla de Mallorca y en concreto el área del Moll Vell son los escenarios que vieron cómo estos fuegos, que alcanzaron los doscientos metros de altura en algunos casos, crecí­an y subí­an rápidamente para ir luego perdiendo intensidad mientras su reflejo desaparecí­a en las aguas del Mediterráneo.

La iniciativa ha contado con una impresionante acogida popular, de locales y turistas que se agolpaban, cámara en mano, dispuestos a no perderse ni una chispa del espectáculo y disfrutando de esta media hora de fantasí­a respaldada por la pericia de los experimentados técnicos que manejaban la pólvora.

Siguenos en Facebook

También puede gustarte...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *